Home Nutrición Deportiva Los 6 mejores alimentos ricos en grasas buenas

Los 6 mejores alimentos ricos en grasas buenas

por Patricia Malagón
Publicado: Última actualización en
Aguacates cortados

Muchas veces escuchamos la palabra grasa y automáticamente lo catalogamos como algo malo, algo que debemos eliminar por completo de nuestra dieta. Sin embargo, si hiciéramos esto estaríamos cometiendo un gravísimo error en nuestra nutrición y en nuestro organismo. No todas las grasas son malas. De hecho, las grasas saludables -aquellas que se encuentran en los alimentos- debemos consumirlas porque son un combustible fundamental para nuestro cerebro. Por eso, hoy hablaremos de aquellos alimentos ricos en grasas saludables que no pueden faltar en nuestra dieta.

¿Qué son grasas buenas?

Probablemente, esta cuestión nos ha surgido en varias ocasiones. La respuesta es sencilla: las grasas buenas están en algunos tipos de alimentos. Puede parecer una obviedad, pero no lo es. Nuestra dieta se compone, a grandes rasgos, de alimentos y de procesados. Los alimentos son aquellos productos que encontramos sin haber sido modificados por procesos industriales. Por ejemplo, el jamón curado sería un alimento, mientras que el jamón cocido sería un procesado. Esto es así porque en el primer caso, la pieza de carne pasa por un proceso de curado con sal. Mientras que, en el segundo caso la misma pieza es cocida y aderezada con productos como azúcares añadidos.

Es decir, los alimentos son aquellos que no han pasado por un proceso para convertirse en un producto. Por tanto, las grasas procedentes de los alimentos son mucho más saludables, que las grasas que encontramos en los productos. No es lo mismo la grasa que pueda tener un aguacate o un plátano, que la nos comemos cuando tomamos paté o embutidos -aunque sean light-. Por todo ello, ya sabemos lo más importante: los alimentos ricos en grasas saludables son todos aquellos que no han pasado por un proceso para convertirse en un producto artificial.

Alimentos ricos en grasas saludables

AGUACATE

El aguacate es la fruta de moda. Pero más allá de ser una moda, nos ofrece grandes beneficios nutricionales. En 100 gramos de este alimento, 15 de ellos son de grasas saludables muy buenas para el rendimiento de nuestro cerebro y de nuestro organismo. Lo positivo de esta fruta es su utilidad. Ya que podemos usarlo como un ingrediente en una ensalada o hacer una salsa guacamole casera. Las salsas de guacamole procesas contienen cantidades de otros productos que podemos evitar haciendo nosotros un buen guacamole, muy sabroso y saludable.

NUECES

Tanto las nueces como otros frutos secos -almendras o pistachos- son muy buenos para nuestra salud y son alimentos ricos en grasas saludables. En este caso, encontraremos 21 gramos de grasa por cada 100 gramos de producto. Lo ideal de los frutos secos es consumirlos de manera habitual en pequeñas cantidades, como ingrediente en nuestras ensaladas. También podemos emplearlos como alimentos saciantes. Los frutos secos tienden a dejarnos la sensación de tener el estómago lleno. Por esta razón son muy buenos en una dieta en la que queremos perder de peso. Eso sí, siempre tendremos que tener cuidado con las cantidades.

ACEITUNAS

Tanto las aceitunas como el aceite de oliva no deben faltar en nuestra dieta. Aunque existe el mito a evitar este tipo de aceite porque ‘engorda’. Sus propiedades son muy recomendables y es una fuente natural de Omega-3 y Omega-6. Eso sí, la mejor manera de consumir el aceite es en ensaladas, en una tostada o en un guiso. Como ocurre con los frutos secos, tenemos que tener cuidado con las cantidades. Pero no podemos, ni debemos, renunciar al aceite de oliva en nuestra dieta diaria. Es importante recordar que el aceite cuanto menos refinado esté, mejor será para nuestra salud.

PESCADO AZUL

El pescado es sanísimo, pero especialmente los pescados azules son muy ricos en grasas saludables y, sobre todo en Omega-3. El atún, el emperador o las sardinas son tres variedades que deben formar parte de nuestra dieta por sus grandes propiedades. Además, estos alimentos nos permiten muchas maneras de cocinarlo y por ello es más fácil consumirlo sin cansarnos de los sabores.

MAÍZ

El maíz y las semillas como el trigo, las semillas de girasol o la soja son alimentos ricos en grasas saludables. El maíz nos permite integrarlo en algunas recetas y su sabor dulzón combina bien en ensaladas o cuando lo tomamos con arroz. Como es el caso del clásico arroz tres delicias.

HUEVOS

Los huevos tienen diversas propiedades y beneficios para nuestra dieta. Una de ellas es que el 70% de sus calorías son grasas saludables. Por tanto, el huevo es uno de los alimentos con mayor porcentaje de grasas saludables. Lo destacado de este producto es que podemos integrarlo en numerosas recetas y comerlo cocinado de muchas maneras.

Como ya hemos dicho en los primeros párrafos, todos los alimentos que hemos visto son naturales. Ninguno pasa por un proceso industrial para crear un producto. Esta es la garantía fundamental de que aquello que estamos comiendo es sano. Eso sí, tenemos que procurar ingerir estos alimentos los más frescos posibles. Es decir, el aguacate sin estar procesado, el pescado sin estar previamente cocinado o conservado, los frutos secos sin estar horneados, etc.

También te puede interesar

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.