Home Nutrición Deportiva 3 recetas de Zumos detox para mejorar tu salud

3 recetas de Zumos detox para mejorar tu salud

por Agueda
Recetas de zumo detox

Hace tan solo unos meses os hablamos de la dieta detox, una de las tendencias de adelgazamiento más populares de nuestros días que cuenta con múltiples beneficios para nuestra salud. Sin embargo y con la inminente llegada del calor, hoy nos centraremos en los zumos de este tipo. Una manera original y rica de hidratarse que cuenta con unas recetas de lo más interesantes. Estas son algunas de nuestras favoritas.

Zumo de col rizada, remolacha y jengibre

Con un toque picante muy estimulante y un color morado que habla por sí solo, este atractivo zumo te ayudará a perder peso estimulando tu metabolismo (jengibre). Además, te aportará folatos, vitaminas del grupo B, vitamina C, potasio, y carotenos, ideales para entrenar con sol.

Ingredientes para 4 personas

  • 3 zanahorias
  • 2 tazas de col rizada morada
  • 40 gramos de jengibre fresco
  • Media remolacha (ya cocida)
  • 1 litro de agua
  • 1 cucharadita de sal
  • Agua al gusto

Paso a paso:

  • Empieza pelando las zanahorias y el jengibre fresco. La forma de este último puede complicarte la tarea, así que escoge un cuchillo de hoja curvada para hacerla más sencilla. Lávalos con agua abundante y trocéalos para que se trituren con mayor facilidad e introdúcelos en el vaso de la trituradora o similares.
  • Trocea la col rizada y la media remolacha, e inclúyelos a la mezcla anterior. Haz clic en el botón de encendido de la máquina y añade un chorrito de agua por el orificio superior, con cuidado de no salpicar y mancharte. Para evitarlo tendrás que controlar la velocidad.
  • Añade el resto de ingredientes, tritura y déjalo enfriar unas horas en la nevera. Para conseguir una textura más interesante, puedes sustituir parte del agua por hielo picado, una manera de convertirlo en un granizado de lo más original. Sírvelo en un vaso alto, como de batido, con una pajita de color rosa o negro. También puedes colocar una fresa y unos arándonos en el borde para adornar.

Zumo de espinacas y piña

Delicioso y tremendamente depurativo, este zumo a base de espinacas y piña (entre otros ingredientes) cuenta con un efecto diurético envidiable. Además está riquísimo y es bajo en calorías. El toque dulce resulta muy especial.

Ingredientes

  • 2 tazas de espinacas frescas
  • 4 ramas de apio
  • 2 rodajas de piña
  • 1 manzana
  • 1 limón
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 pizca de pimienta
  • Agua al gusto

Paso a paso:

  1. Lo primero que tendrás que hacer es lavar bien las espinacas y el apio, y quitar con la ayuda del cuchillo las pequeñas hebras que puedan quedar adheridas a la rama. A continuación, tritúralas con la ayuda del túrmix o de una trituradora de vaso. Añade un chorrito de agua para homogeneizar la mezcla.
  2. Pela la manzana (quítale el corazón y las semillas) y la piña, y añádelas al recipiente. Tritura hasta conseguir una masa compacta, e incluye la cucharadita de sal, la pizca de pimienta, y otro chorrito de agua. Exprime también el limón e incluye el jugo.
  3. Baja al mínimo la velocidad de triturado y ve incorporando el agua de forma continuada, despacio, hasta conseguir la textura que desees. Puede ocurrir que te sobre o te falte, todo dependerá del tamaño de los ingredientes y de tus preferencias personales. También puedes ponerle kiwi.
  4. Sírvelo frío, con un pequeño trozo de piña en el borde del vaso para adornar. Su sugerente color verde intenso, hará el resto.

Zumo de zanahoria, calabaza y naranja

Se trata de un zumo rico en antioxidantes y vitaminas, muy digestivo, y perfecto para mantener la piel cuidada durante el verano. Además, también puede tomarse en forma de crema en invierno.

Ingredientes para 4 personas

  • 3 zanahorias
  • La misma cantidad de calabaza
  • 1 limón
  • 5 naranjas (también puedes hacerlo con mandarina)
  • 1 cucharadita de sal
  • Agua al gusto

Paso a paso:

  1. Comienza pelando y lavando las zanahorias y la calabaza cruda. Mételas dentro del vaso de la trituradora, añade un poco de agua, y tritura hasta que quede una mezcla homogénea.
  2. Parte el limón y las naranjas por la mitad y exprímelas, con cuidado de que no caiga ningún piñón. Te recomendamos colarlo para evitar también la pulpa, si eres maniático. Incorpora el zumo al vaso y tritura.
  3. Acaba con la sal y el agua que desees, y deja enfriar. Llegados a este punto debes saber que esta receta es un tanto curiosa, pues cuando se toma fría predomina el sabor de la naranja, pero cuando se sirve caliente, destaca la calabaza y la zanahoria. De hecho es ideal como crema para el invierno.

También te puede interesar

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.